Posted by on 07/04/2014

Los tatuajes fueron una práctica eurasiática en tiempos neolíticos, y se han encontrado incluso en una momia unos 5,200 años de antigüedad, mostrando que la práctica del tatuaje es tan antigua como la historia de la humanidad.

Sin embargo, las distintas culturas que utilizaron el tatuaje lo hicieron de distintas maneras; tanto como arte, en el sentido de creación de significados rituales o simbólicos, como ocurría en el Antiguo Egipto, como para marcar o señalar a los criminales, que es el caso de las antiguas Grecia y Roma. Incluso se cree que, por su posición en la momia del Hombre de Hielo (la más antigua conocida con tatuajes), estos pudieron cumplir un fin terapéutico, semejante a la acupuntura. 

Podemos ver una lista de las culturas y usos del tatuaje más destacados, intentando mantener una linealidad cronológica:

– Polinesia, la región del mundo que posee la tradición tatuadora más amplia. El tatuaje comenzaba a muy temprana edad y tanto en hombres como en mujeres. Más allá de su sentido estético, el tatuaje confería jerarquía y propiciaba el respeto comunal, los diseños simbólicos del tatuaje servían para expresar la identidad y la personalidad. Indicaban el rango social en la jerarquía, la madurez sexual y la genealogía.

– En Egipto eran sobre todo las mujeres quienes se tatuaban. Se le conferían al tatuaje funciones protectoras y mágicas, los relacionaban con las deidades (como conexión con estas o como tributo).

– En América del Norte, los indígenas utilizaban los tatuajes como parte del ritual de paso de la pubertad a la adultez, frecuentemente eran símbolos que les identificaban como miembros del clan o familia.

– En América Central, las tribus utilizaban los tatuajes a modo de conmemoración de los caídos en batalla y como forma de adoración de los dioses, al ser tatuajes guerreros eran propios de los hombres.

– En el hemisferio sur del continente americano, tribus indígenas también pintaban sus cuerpos, pero no de manera permanente.para acompañar sus rituales de manera temporal con significados igual de profundos y espirituales, de los cuales se despojaban una vez terminaban el rito.

– En Japón se ha conformado una de las tradiciones tatuadoras más importantes del mundo. Destaca allí su utilización estética ya que existía la costumbre de destinar el tatuaje para marcar a los delincuentes en ambos brazos con líneas gruesas con el objeto de hacer a esos individuos repudiables para toda su vida y en todos lados, debido a esto los delincuentes marcados por tatuajes vergonzosos comenzaron a tapárselos con otros tipos de diseños más mitológicos y decorativos.

– Siberia. Restos con 2.500 años de antigüedad parecen revelar que los tatuajes estaban reservados para la jerarquía en algunas tribus nómadas.

– En India, Pakistán, Irán, Yemen, Oriente Medio y África del norte, se usa  la henna o jena es un tinte natural de color rojizo que se emplea para el pelo y que además se usa en una técnica de coloración de la piel llamada mehandi. Importantes en la India los tatuajes de boda, también es frecuente su uso con finalidades medicinales. Pero no es permanente sino temporal.

– El tatuaje llegó a Occidente por vía marítima. Las expediciones de Colón en América y del capitán James Cook a las islas de la Polinesia fueron el punto de partida del tatuaje hacia Occidente. La asociación entre tatuajes y delincuencia provino de aquí, de los marineros, gente que menudo se embarcaba durante largos períodos de tiempo para evitar a la justicia.

Desde finales del siglo XX, el tatuaje ha sido popularizado e incorporado progresivamente a la sociedad y hoy día éste cumple funciones puramente estéticas, un modo de expresión artística que no distingue entre sectores sociales.

 

Share Button
Posted in: Buena suerte

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies